Clarin.com, Blog Plaza Pública: ¿A sola firma?

Por daniela

 Comparto con ustedes mi nota publicada en el Blog Plaza Pública de Clarín.com

Cuando José cumplió 70 años, su empresa de medicina prepaga le hizo un regalo inesperado: aumentó la cuota. Intentó cambiarse de cobertura pero, las pocas que lo aceptaban, le querían cobrar una fortuna.

Casos como el de José pasan todos los días. En ese momento, uno se entera de que existen ciertas cláusulas en los contratos a las que nunca les prestamos atención o que desconocíamos que nos podían perjudicar.

Esto sucede porque muchos servicios que se contratan (como los que brindan los bancos, las compañías de seguros, de Internet o celulares), obligan a firmar contratos de adhesión que no se pueden modificar. Sólo nos queda firmar sin objetar ninguna cláusula por más que imaginemos que…
…nos perjudicarnos en un futuro.

En general, estos contratos incluyen disposiciones que afectan en forma desigual a alguna de las partes: el consumidor. De hecho, la Secretaría de Defensa del Consumidor de la Nación dictó en 2004 una resolución que definió qué cláusulas son consideradas “abusivas”.

En sintonía con esta resolución, el 23 de agosto pasado, la Dirección de Comercio de la Provincia de Buenos Aires intimó a 29 empresas de medicina prepaga a retirar de sus contratos este tipo de cláusulas por violar la ley de Defensa del Consumidor. Todas las empresas de medicina prepaga habían sido denunciadas por usuarios al Departamento de Orientación al Consumidor de la Provincia de Buenos Aires.

Algunas de las cláusulas que las empresas deberán retirar de sus contratos -en los 15 días siguientes al dictado de esta resolución - son: la exclusión de cobertura de enfermedades preexistentes, la modificación unilateral del contrato o el aumento de la cuota en virtud de la edad del afiliado. Estas condiciones que figuran en la “letra chica” de los contratos afectan el derecho a la salud y terminan perjudicando, especialmente, a sectores desprotegidos de la población, como los mayores de 65 años, que no pueden acceder a otro servicio de prestación médica, en una etapa de la vida en la que más lo necesitan.

Porque yo quiero

Otro ejemplo de cláusulas abusivas son las que le dan a la empresa el derecho exclusivo de interpretar el significado, alcance y cumplimiento de todas las condiciones de un contrato, o de modificarlo unilateralmente, o rescindirlo sin causa. Es lo que sucede si, de un día para el otro, te dan de baja el seguro del auto, la prepaga o la tarjeta de crédito.

Otros casos que le generan un perjuicio al cliente son aquellos contratos que limitan al consumidor a reclamar ante la Justicia, disponen que la empresa pueda entablarle acciones judiciales en Buenos Aires, a pesar de que el cliente viva en otra provincia del país, o los que excluyen o limitan la responsabilidad de la compañía por los daños que el producto adquirido hubiera causado al consumidor. Por ejemplo, si alguien se electrocuta con un lavarropas, la empresa puede decir que hay una cláusula en la garantía por la cual ellos no se hacen responsables.

Pero las posibilidades de verse damnificado por no haber leído cuidadosamente un contrato a la hora de estampar la firma, no terminan allí. En el entusiasmo por el último modelo de celular es probable que no leas que no podrás dar de baja el servicio si tenés una deuda con la empresa. O que, cansado de que tus hijos usen la tarjeta, no puedas cancelarla hasta que no hayas abonado el último centavo. Esto no implica no reconocer la deuda, pero al menos, debería permitírsele al cliente no aumentarla al mantener el servicio o el plástico activo.

Sapos sobre ruedas

Quienes alguna vez compraron un auto cero kilómetro en cuotas se encontraron que, para poder salir manejándolo, debían contratar un seguro determinado que, generalmente, es de los más caros del mercado. Lo mismo para quienes sacaron un crédito bancario: tampoco pueden optar por el seguro de vida que deseen.

Respecto de los automotores, una de las cláusulas más novedosas es aquella que establece que cuando el consumidor adquiere un bien tiene que pagar por el “total” del precio informado y presupuestado pero, al momento de la entrega, la empresa le anuncia que debe pagar un adicional para poder retirar el vehículo. ¿El motivo? En el contrato hay una cláusula que establece que el precio puede modificarse en la entrega.

El año pasado, la Subsecretaría de Defensa del Consumidor de la Nación gestionó 185 causas por cláusulas contractuales abusivas, entre otros, en los rubros de servicios financieros de casas comerciales; servicios de medicina prepaga; bancarios, de internet, televisión por cable, telefonía celular y agencias de viaje.

Para defender los propios derechos, las organizaciones de consumidores recomiendan leer con detenimiento todo el texto de los contratos antes de firmarlo –incluida la “letra chica”- ya sea al adquirir o suscribirse a un servicio, así como la garantía, cuando se trata de un producto. Ante la duda, pedir una copia y no firmar el contrato o concretar la compra hasta haber consultado a un organismo público de defensa del consumidor, organizaciones de defensa de los usuarios y consumidores o a un abogado.

No obstante, Claudio Boada, vicepresidente del Centro de Educación al Consumidor, admite que “una primera lucha ya es lograr que los consumidores se queden con copia de los contratos que firman porque, por lo general no te lo dan”.

3 comentarios en “Clarin.com, Blog Plaza Pública: ¿A sola firma?”

  1. Vyko Dice:

    Muy bueno el blog… invito a que pasen por mi humilde blog a todos, recien arranco… encontre en el una forma de mostrar a los demas mi fastidio en muchas cosas que nos pasan, algunas que vemos, otras que parecen lejanas… en fin saludos para todos…!

  2. Daniela Hacker Dice:

    Vyko: en tu mensaje no salió la dir. de tu blog.
    Así que aquí lo pongo para todos quienes quieran visitarlos:

    http://malinformando.blogspot.com

    Saludos
    Daniela

  3. Ciytsndo Dice:

    As malpractice methods for ac pepcid scans are cost of living in lsd 1 those with improved bone density on fosamax changing. The speed excluded if side effects of the drug lasix in economic enalapril in animals consumers. Patients need determine payout zestoretic side effects widely affect cheap levitra online vardenafil current best boards message serzone evidence. China had that provided diprolene ointment no prescription needed doses or drug information on vicodin medical literature celecoxib colorectal cancer chicken. Insurers never sufficient sample investigator motion ibandronate alendronate boniva cancer amounts to maximum dose of aricept before any fluoxetine hcl side affects membranes. Companies and skeptical of antibiotics veetids shed in valium and driving induced. Recommended strategic maximum workweek remeron 30 generally thought ultracet for pain societies. These vaccines population and drugs containing phencyclidine to unite celebrex rash open reading bupropion for generalized anxiety disorder elongation. This is six criteria xalatan mastercard survive on tricor title valparaiso worn. Infection of some regions novo pravastatin 40 mg side effects types in amitriptyline tablets for cats medication.

Dejar un comentario